Estudiar psicología Infantil

 

estudiar psicología infantil

¿Interesado en estudiar psicología infantil? La infancia con regularidad se asocia a diversión, máxima felicidad y ausencia de problemas pero ¿Qué sucede cuando un niño comienza a presentar problemas de comportamiento? Esto y más, lo estudia la psicología infantil.
Los niños se encuentran constantemente en periodos de cambio, ya sea en el ámbito escolar, familiar, actividades extra escolares, cambios físicos, cambios de pensamiento. Es por eso que en ocasiones pueden necesitar terapia ya que desarrollan problemas ya sea físicos, cognitivos, sociales o afectivos, los adultos deben estar al pendiente de estas actitudes y no dudar en recurrir a profesionales. Aunque la psicología infantil, no estudia únicamente la conducta “anormal”.

Origen de la psicología infantil

Comenzó a desarrollarse en el siglo XIX con la observación de los niños y estudiar sus formas de adaptación al entorno. A principios del siglo XX, Lewis Terman da a conocer un test de inteligencia, que es conocido actualmente como Test Stanford-Binet, que dio pie para conocer aspectos sobre el desarrollo intelectual del niño. En años siguientes los científicos comenzaron a observar a niños y sus familias, estudiando así el aspecto ambiental y como se desenvuelve el niño en cierta época de su desarrollo. Sigmund Freud señalo la importancia de las variables ambientales en el crecimiento del niño, especialmente en el comportamiento de los padres, que influyen directamente en el desarrollo de la personalidad del niño.

Habilidades requeridas para estudiar psicología infantil

estudio psicólogo infantilLos niños son seres maravillosos de los cuales se puede aprender mucho, son un libro abierto de conocimiento. ¿Qué habilidades requiere alguien que quiere estudiar psicología infantil?

  • Capacidad de escuchar e interpretar: Un niño necesita ser escuchado, con atención y paciencia para determinar cuál es la raíz del problema que le está afectando. Muchas veces suelen decir incoherencias que dentro de todo esconden una verdad que es necesaria descifrar.
  • Educado y empático: Los niños son inocentes por naturaleza, no conocen de malicia ni malas intenciones, el profesional debe tratar de entenderle, utilizar el lenguaje adecuado para obtener mejores resultados.
  • Versatilidad e imaginación: Un buen psicólogo debe saber que herramientas aplicar a la hora de ayudar a un niño, poner en marcha la imaginación para hacer divertidas las terapias de manera que el niño se sienta cómodo y no sea un proceso que le traumatice.

Vídeo: El desarrollo emocional infantil.

Un documental indispensable para quien desea estudiar psicología infantil.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *